Novedades
Loading...
felicidad
liderazgo
meditacion
inteligencia emocional

Meditar para reducir el estrés diario

29.5.12
Solo unos pocos minutos de meditación al día permitirían a las personas muy ocupadas ser más eficaces,  esta técnica ayuda a que la mente se desacelere y a tomar decisiones más acertadas.

Si la mente se encuentra centrada, ésta concede prioridad a las cuestiones adecuadas y enfoca toda la atención en el asunto pertinente, según Sharda, representante de Brahma Kumaris en Turquía, quien ha ofrecido la conferencia "Meditación para gente extremadamente ocupada" en Las Palmas de Gran Canaria.

Meditar para reducir el estrés diario

Normalmente, la mente de la gente funciona de manera muy acelerada, con muchos pensamientos que van y vienen y reducen la concentración y la habilidad para comprender.

Una mente apaciguada mejora el rendimiento en el trabajo y las relaciones con las personas, ha indicado Sharda, para quien sólo es necesario meditar y serenar la mente durante unos minutos cada día, algo que poco a poco se convierte en un hábito.

Lo recomendable es meditar durante unos diez minutos durante la mañana temprano y luego intentar detenerse durante dos o tres minutos a lo largo de la jornada para acabar con una meditación final al concluir el día.

Es cierto que al principio cuesta un poco, pero si se hace con regularidad, se consiguen resultados apreciables en poco tiempo.

La técnica de la meditación
La técnica consiste en concentrarse en los pensamientos y tratar de calmarlos y de que sean pacíficos y serenos, lo que permitirá sustituir al torrente de ideas habitual que circula por nuestra mente.

Lo ideal es que nos concentramos en los pensamientos positivos, ya que a medida que hacemos eso, comienzan a emerger sentimientos de calma y de paz interior, ya que "la verdadera naturaleza de cada ser humano es la paz y la felicidad", considera Sharda.

La vida de estrés y preocupaciones que en general llevamos hace que la mente de las personas vaya muy deprisa, pero si recordamos la paz que está en nuestro interior, ésta comienza a aflorar y a convertirse en un hábito.

Los pensamientos inútiles van muy rápido y dejan a la mente sin energía, pero los pacíficos y espirituales son poderosos y más lentos y al sustituir unos por otros, ganamos en serenidad y atención, asegura el representante de Brahma Kumaris. (abc.es)
 
Ver más / ver menos